Cómo y por qué registrar la marca de tu negocio online

Si tienes un negocio online es un paso que no debes olvidar, porque registrar la marca de tu negocio online no es un gasto, es una inversión, y en el post de hoy te voy a contar todos los beneficios que obtienes con ello.

 

¡Vamos allá!          

 

¿Qué es una marca nacional?

Lo primero es tener claro a que nos estamos refiriendo, así que te voy a explicar qué es una marca.

 

Una Marca es un título que concede el derecho exclusivo a la utilización de un signo para la identificación de un producto o un servicio en el mercado, lo que les permite diferenciarse de los competidores y reforzar la acción publicitaria.

 

No hay que confundirlo con la razón social es la denominación por la que se conoce a una empresa, entendiendo como tal el nombre legal que aparece en el documentación de constitución de la sociedad (persona jurídica). 

 

¿Por qué debo registrar la marca de mi negocio online?

No es obligatorio que registres tu marca, pero el no hacerlo supone un gran riesgo. Toma nota porque puedes encontrarte con una de estas situaciones.

  • Que otro empresario comience a utilizar tu marca, beneficiándose de la buena reputación que ya te has creado, y que no vas a poder impedírselo porque al no haber registrado tu marca, no tienes el derecho de utilizarla sólo tú.
  • Que otro empresario registre tu marca, y te obligue a dejar de usarla, lo que supondría un gran perjuicio para tu empresa: tendrías que cambiar el rótulo del establecimiento, la papelería, los anuncios que se hagan,… Lo que implica un gran coste económico y la pérdida de la reputación que se había estado creando. Sí podrías seguir facturando con el mismo nombre, porque como ya he indicado, el registro mercantil y el registro de marca con distintos.

 

Los beneficios que obtienes al registrar la marca de tu negocio online son:

  • Puedes hacer uso exclusivo del nombre, evitando así que terceros puedan usarla, aprovechándose de tu reputación.
  • Eres dueño del valor que genere la marca a través de la reputación que va creándose.
  • Puedes franquiciar, licenciar o vender la empresa.
  • La conviertes en un activo intangible, elevando el calor de la empresa, Como sucedió en el caso de Juan Gabriel, que tiene 50 marcas registradas, que pasan a formar parte de la masa hereditaria.
  • Das una mayor credibilidad, demostrando que eres una empresa formal.

 

¿Cuándo debo registrar mi negocio online como una marca?

Si la finalidad de tu blog es monetizarlo y te lo puedes permitir económicamente, mi recomendación es que registres la marca desde el principio.

Si no puedes permitirtelo, lo mejor es que lo registres en el momento que empiece a darte beneficios económicos.

Por ejemplo, Alexandra Pereira sí ha registrado el nombre de su blog Lovely Pepa en la categoría 25 (prendas de vestir, calzado, artículos de sombrería) y 35 (publicidad, gestión de negocios comerciales, administración comercial, trabajos de oficina).

¿Qué debes tener en cuenta antes de registrar una marca?

Antes de elegir el nombre de tu marca debes saber que no todo se puede registrar, la OEPM establece unas restricciones:

  • los términos genéricos
  • los términos descriptivos
  • marcas que puedan inducir a error con otras
  • que sean contrarios al orden público o la moral
  • los símbolos oficiales

Una vez que hayas elegido el nombre respetando las restricciones anteriores, comprueba el significado que puede tener la palabra en otros países por si llegas a expandirte internacionalmente, nunca se sabe hasta dónde podemos llegar.

Por ejemplo, este problemilla lo ha tenido Bimbo, que no es registrable en Italia porque es una palabra genérica (significa bebé).

Y el último paso previo, y fundamental, es comprobar que no es una marca que esté ya registrada o que sea similar a otra registrada, para no encontrarte con una oposición de otra marca al registro de la tuya.

Así evitarás que no te registran la marca o que el proceso se alargue unos cuantos de meses. Así que haz una búsqueda lo más detallada y exhaustiva posible.

La OEPM dispone en su web del apartado Localizador de marcas para poder comprobarlo.

 

Conflicto entre dominio y marca

Dominio registrado después que la marca

Si este es tu caso, tengo la buena noticia que es el más fácil de defender ya que al tener tu marca registrada, tienes un derecho previo sobre ella, pudiendo tomar una de estas vías para que el dominio pase a ser de tu propiedad:

Pero OJO, en el caso que el titular actual del dominio pueda probar que no ha actuado con mala fe, y que tiene un interés legítimo en el dominio, no se traspasará el mismo a tu nombre.

 

Dominio registrado antes que la marca

Si tu situación es la contraria, que tú ya tienes el dominio, y un tercero registra la marca, éste puede solicitar que dejes de utilizar ese dominio, y aprovecharte de todo el esfuerzo que has realizado. Pero tranquil@, que no cunda el pánico, que hay numerosas resoluciones en favor del titular del dominio.

Una de estas resoluciones a favor del titular del dominio es el caso de torrecajasol.es

Ahora bien, como te comenté en el caso anterior, aquí también juega un papel muy importante la mala o buena fe con la que se actúe, ya que el registro previo del dominio puede haberse hecho con una finalidad especulativa o abusiva, con la finalidad de impedir al titular de la marca el posterior uso del nombre de dominio.

En este caso, el titular de la marca debe probar que quien registró el nombre de dominio en la fecha de la inscripción, tenía conocimiento o en mente la pretensión del registro de marca. Si los hechos quedaran probados, entonces el dominio sí pasaría al titular de la marca.

 

El proceso de registro de una marca

Elegir la clase o clases donde registrar la marca

Una vez que has seguido los pasos anteriores para tener más probabilidades que te concedan el registro de la marca, toca pasar a la opción y comenzar el proceso de registro.

Lo primero es tener claro en qué clases conviene registrarla, según la actividad de tu negocio. Para ello tienes que seguir la clasificación de Niza. El coste del registro va a depender del número de clases en la que vayas a registrarla. Cuando lleguemos a la parte del pago te lo indico.

Elige sólo las clases en que vayas a usar realmente tu marca.

 

Cumplimentar formulario para registrar una marca nacional

El siguiente paso será rellenar la solicitud de registro de una marca nacional.

La Oficina Española de Patentes y Marcas han establecido hace poco un proceso más sencillo y totalmente online. Puedes acceder a él aquí.

Antes se rellenaba el siguiente formulario, que aún se encuentra activo.

Si tienes un logotipo no olvides incluirlo para que quede también protegido.

 

registro de marca

 

Pago de tasas y presentación de la solicitud del registro de la marca

En el mismo formulario te va a aparecer el pago de las tasas donde tendrás que indicar cuál será la forma de pago.

Por defecto te aparecerá la opción de Pago Presencial, por lo que no olvides cambiarlo según tu preferencia.

 

registro de marca

Como ya te he dicho anteriormente, el coste del registro de una marca dependerá de las clases donde vayas a registrarla. Las tasas oficiales para una marca en una sola clase es de 144.58€, y de 93.66€ más para la segunda clase y cada una de las sucesivas.

Pero si la presentación de la solicitud la realizar de forma telemática las tasas se reducen a 122.89€ y 79.61€ respectivamente.  

Una vez que realices el pago, la aplicación automáticamente finalizará el proceso de registro de la solicitud y presentará el justificante generado.

 

Examen de la solicitud por la OEPM, publicación en el BOPI y registro de la marca

El paso siguiente es que la OEPM revisará que la solicitud no tiene defecto de forma, y la publicará en el Boletín Oficial de Propiedad Industrial durante 2 meses para que otras marcas puedan presentar su posible oposición.

No te desespere que el trámite es un poco lento, puede tardar más de 6 meses si no ha habido oposición al registro de tu marca.

Una vez que ha concluido la OEPM te notificará la concesión del registro y te facilitará un enlace para que puedas descargarte online el título de propiedad de la marca.

A partir de aquí la marca está protegida durante 10 años, desde la fecha de la solicitud, y tendrás que ir renovándola, volviendo a pagar las tasas que estén en vigor en ese momento.

La OEPM pone a tu disposición un completo manual de todo el proceso para registrar una marca.

 

Obligación que adquieres al registrar una marca

Si vas a dar el paso de registrar tu marca, ten claro que vas a utilizarla en los próximos años en todos los sectores donde la registres, ya que si no es así puede declararse la caducidad de la misma y que un tercero pueda registrarla a su nombre.

Tu inversión en el registro de la marca habría sido para nada.

 

¿Habías tenido en cuenta registrar la marca de tu negocio online? ¿Conocías los beneficios que tiene el registro de una marca?

 

Recuerda compartir este post en tus redes sociales, estarás ayudando a tus compis bloggers 😉

¡NO TE VAYAS AÚN!

Recibe GRATIS la Guía Legal donde te explico todos los aspectos legales que debes cumplir según el tipo de negocio que tengas.

 

Si vendes productos y o servicios (también puedes obtener ingresos por afiliación). 

Si tus ingresos son por afiliación y/o publicidad exclusivamente